divendres, 28 de març de 2008

Crossblogging amb Jose Rodríguez

L'amic i mestre de blocs, Jose Rodríguez, em va plantejar la possibilitat d'intercanviar públics de bloc. És a dir jo vaig escriure un article al seu i ell ho fa en el meu. D'aquesta manera obrim el ventall de persones que ens llegeixen i trenquem una mica la idea de que sols ens llegim entre la gent de la mateixa ideologia. Per tant aquí teniu un article del Jose, interessant i que segur que podem debatre. Qui s'anima?

Crossblogging: ¿Tiene sentido definirse como izquierdista hoy en día? (Jose Rodríguez)

Agradezco a Pere Nieto que afrontara el reto Dixan de escribir en territorio Comanche y realizar un crossblogging o "cruce de artículos de blog a blog". Pere, escribió en el mío, un artículo titulado "D’esquerres"...
Aunque no es una respuesta a su artículo sí que el mío viene inspirado por el suyo y se trata sobre como el término izquierda sirve o no para definir un conjunto de políticas homologables entre ellas.
No entraré en la licuación del concepto "izquierda" que desde el postmodernismo se ha lanzado, ya lo hace Lluís Pérez con maestría, de eso además se ha escrito tanto que aburre. Iré a cómo hoy en día intentamos hablar de "partidos de izquierda" y "políticas izquierdistas", cómo las personas nos definimos políticamente de izquierdas sin que eso nos dé un dato útil.
Vayamos a algunos aspectos de las políticas públicas... Hablemos de, que se yo..., economía. Ser de izquierdas, ¿que és?. Analizo las propuestas económicas de lo que yo defino como tres o cuatro líneas de la izquierda europea: el laborismo, el socialismo democrático, el ecosocialismo y el eurocomunismo.
¿Qué defiende el laborismo?, una especie de social-liberalismo, medidas que entrarían dentro del modelo neoclásico liberal con algunas dósis de intervencionismo ligero, alta desregulación y un estado del bienestar limitado con cierta legislación más amigable hacia sindicatos y trabajadores que el modelo "derechista" puramente liberal. ¿Y el socialismo democrático?, o sea, los llamados partidos socialistas: o bien un social-liberalismo algo menos evidente que el laborismo, o bien un keynesianismo tibio (keynesianismo al que están recurriendo por cierto, los hasta ahora muy ultraliberales dirigentes de la reserva federal y de los bancos en EEUU). El ecosocialismo defiende una especie de keynesianismo pero algo menos evidente y los eurocomunistas, como tienen claro que no van a gobernar tienen un proyecto económico muy rudimentario ya que el modelo económico marxista y de planificación está liquidado y nadie en su sano juicio lo asumiría como bueno.
Profundizaré en ello porqué este planteamiento pocos políticos realmente lo analizan (más bien delegan en los grandes "popes" de su propio partido sobre economía). Cuando Herrera afirma que si se reducen impuestos sólo se puede producir una reducción del gasto público comete un error del tamaño de un mamut (tranquilos, los "míos" también meten la gamba hasta el cuello) se olvida algo básico de la economía keynesianista: el déficit público (déficit que algunas economías europeas han cogido con alegría sin problemas para reflotarse), y otro elemento de la economía: el incremento de recaudación por una mayor dinámica de la economía.
Cuando dirigentes de izquierda (de mi partido cuando están en la oposición o del resto de partidos cuando están en campaña electoral) defienden un modelo tan rudimentario de economía que evocamos como izquierdista se me ponen los pelos de punta. Para el común de los mortales una economía izquierdista es aquella que incrementa mucho los impuestos directos y tiene un alto nivel de gasto público en servicios sociales. Cualquier variación de esa línea será "derechizar" la economía. Tan simple, con perdón para los que lo defienden, como el modelo austríaco liberal que expone literalmente todo lo contrario como axioma irrenunciable.
Sé, además que ningún gestor público aplicaría ni el modelo austríaco ni este modelo "izquierdista" de economía así tal cuál.. Ni Stiglitz, redomado adalid de la izquierda económica y verdadero defensor del keynesianismo aplicaría una política económica tan ineficaz y estática.
Con ello no justifico ninguna acción concreta, ni estoy abogando por una reducción de impuestos (impuestos que en general en nuestro país están por debajo de lo que es la media europea) ni que no crea que los impuestos progresivos directos puedan ayudar a disminuir la desigualdad de oportunidades. Símplemente que cuando un político se me define como izquierdista y no me explica porqué tipo de economía apuesta no me está diciendo mucho. No me sirve tampoco el bonismo del que no va a gobernar o gestionar el área de economía... me gusta que se mojen por opciones realistas. Por eso si alguien me habla de "izquierda" en planteamientos económicos si no me dice cosas más concretas no sé por donde cogerlo.
Respecto al tipo de sistema de bienestar que se plantea, hay gente que en ese aspecto se define de izquierdas de forma descarada... ¿porqué no va a ser de izquierdas un democrata cristiano en ese aspecto?, él quiere que los pobres vivan mejor y plantea un sistema de bienestar para ayudarles... ¿o no?. ¿Es la compasión el elemento que diferencia un sistema de bienestar de izquierdas de uno de derechas?. También la segunda aproximación "el que garantice derechos en lugar de asistencia es el de izquierdas" no deja de ser una simplificación. Es verdad que seguramente estaremos tratando con un proyecto más izquierdista aquél que hace que la atención a las personas con dependencia sea algo que se haga de forma universal y que la gratuidad o el montante de ayudas directas dependa de los ingresos de cada individuo y no de la familia. Ahora bien, ¿si se realiza ese proyecto y no se dota suficientemente no habremos dado un paso a la derecha?.
Yo soy muy simple y me voy a los académicos, Sping-Andersen y otros sociólogos definen los capitalismos de bienestar en 4 formas: liberal o pensado en el mercado, familiarista, conservador o pensado en el fomentar el apoyo alrededor del padre de familia con un contrato estable, o socialdemócrata. El primero es el que se daría en EEUU o recientemente desde la década de los 80 en los países anglosajones, las necesidades sociales vendrían determinadas por el mercado: si necesitas un hospital te lo pagas, si necesitas ayuda para cuidar a los niños te lo pagas. Habría servicios de calidad caros y otros muy baratos y de baja calidad (por ejemplo, una vecina que cuidaría los niños del vecindario por 4 duros). El segundo plantea que la familia se haga cargo de una parte importante de la carga social: si hay personas mayores o niños serían las mujeres de la familia quienes los cuidarían, en cambio la sanidad y la educación seguramente la proporciona el estado. El tercero se parece mucho al segundo, lo único es que los beneficios sociales tal vez sean algo más grandes pero siempre con una fuerte componente en depender de una actividad laboral estable y permanente y orientado sobretodo al trabajador masculino, es el que encontraríamos en la europa central, es posible incluso que el peso público en muchos sectores sea mayor al socialdemócrata pero al final se puede detectar cierto corporativismo y sobreprotección de un sector de la clase trabajadora sobre el resto. El cuarto, el socialdemócrata es el que hace recaer un mayor peso en el sector público, pero permitiendo también cierta iniciativa privada en este sector... la defensa sería al conjunto de ciudadanos y los derechos serían más universales.
Por tanto a mí me gustaría que los políticos que se dicen de izquierdas me dijeran que defienden en este sentido. Es verdad que aquí es más fácil que se mojen pero también es verdad que al final todos parecen de izquierdas.
Y no sigo... ya que hay aspectos sobre las libertades individuales, sobre la inmigración, sobre el ecologismo, etc.. .que podríamos entrar y rascar para ver realmente que significado tiene ser de izquierdas y cómo actúan los mecanismos automáticos para definirnos de izquierdas basados en cierto "bonismo" (ser de izquierda es bueno y ser de derechas es malo).
En una sociedad donde las clases existen pero nos definimos por algo más de cómo nos ganamos el sustento, donde hay transversalidades y donde es posible encontrarse más frecuentemente problemas de suma 0 donde la propuesta "poner más escuelas" no puede hacerse tan sólo pensando en subir más los impuestos a los más ricos, la complejidad sobre lo que es ser de izquierdas es mayor que la simple definición emocional, primaria y apriorística que tenemos todos.
No sé si soy de izquierdas pero sí que me identifico con el keynesianismo en lo económico, defiendo el modelo socialdemócrata en el estado del bienestar, me gustan más los liberales en los derechos individuales y soy ecologista de los de mal rollo (de esos que dicen que hay que hay que joderse un poco ahora, incluso asumiendo cierto nivel de desempleo extra, por salvarnos de las peores consecuencias de un desarrollo no sostenible).

11 comentaris:

"Tati-Pagès-Soulbizarre" ha dit...

Ho reconec. El tema de l’aigua no és el meu fort. Dit això, la que està organitzant el conseller Baltasar amb el projecte del trasllat d’aigua del Segre, amb formes i maneres del tot impresentables, em preocupa de manera doble.

El primer motiu de preocupació és que no em sembla massa adient de cara al que anomenem “nova cultura de l’aigua” que es proposin actuacions que reincideixen en el que, en ocasió del desviament de l’Ebre, eren motiu de queixa justificada per part de sectors amplis de la població, de les institucions, de la pagesia i de les plataformes ciutadanes. La sequera és evident, les solucions del tot complexes.

Les evidències i les solucions requereixen molta capacitat de diàleg, de comunicació multidireccional i de relació constant amb els sectors que poden aportar les seves consideracions (des del món acadèmic i tècnic fins als àmbits diversos de la producció agrícola, passant per les entitats i grups que s’estan pronunciant aquests dies). Baltasar incomunica. Ho dic clarament, en matèria mediambiental i d’habitatge, enyoro Salvador Milà. En Milà molestava a tot l’establishment econòmic i fàctic (bon senyal) i Maragall, sensible a aquests prohoms, el va treure del govern. Baltasar incomunica. La seva fotografia amb l’empresari constructor Reyna, va ser una errada nefasta en la culminació d’una llei d’habitatge bastant positiva en la qual hi intervenien sectors amb més dret a la fotogènia política (sindicats, per exemple) que no pas aquest home de negocis. Amb l’aigua, que no és el meu fort, tornem-hi amb les males maneres. No ho dic jo. Ho diuen els companys i companyes d’ICV de Lleida amb veus més autoritzades (i enteses) que la meva, com ara el diputat infatigable i heroic Francesc Pané.

La feina bruta del tripartit passarà factura electoral a ICV-EUIA (aquesta és la meva segona preocupació, segona i secundària). Que no pateixi Montilla, el PSC és una màquina electoral que es creix davant de les adversitats (mireu el tsunami de les legislatives, envoltat de crisis d’infrastructures). Que no pateixi ERC. Prou en tenen, aquests darrers, amb resoldre la seva divisió amb un salt mortal sense compromisos en direcció al 2014, l’any de la proclamació de la república independent de Catalunya.

Avui no tocaré l’altra pota del pastís de govern d’ICV-EUIA, doncs, com em passa amb l’aigua, de policíes, lladres i serenos, no en soc expert (ni ganes).

La preocupació preferent, però, és que la cultura de l’aigua ha de ser part primordial d'una visió diferent de les coses en matèria ambiental i, perquè no, cultural i civilitzatòria. Les cultures de resposta a les situacions complexes necessiten concurrència de sectors i cap marge a la improvisació. Per parlar d’aigua, s’han d’escoltar les opinions dels tècnics, dels experts, dels acadèmics, dels ambientalistes, dels pagesos, dels consumidors i de les institucions del territori. De passada, els que no entenem de que va de tot plegat, acabarem tenint una mica més de cultura. De cultura de l’aigua.

Aquestes dues preocupacions, per ordre, em suggereixen que no és feina dels militants d’ICV haver de fer o haver de defensar la feina mal feta del conseller de torn. Tenim agendes socials molt properes per atendre. Ho fem de manera altruïsta.

JUG ha dit...

Primer de tot, vagi per davant que el que diré a continuació no està escrit pas amb intenció d’ofendre ningú, simplement es que aquest post publicat “intra-blogs” ve a refermar la opinió que ja vaig expressar a les valoracions dels resultats electorals de les últimes generals.

No tinc la sort de conèixer en José Rodriguez però, estic segur que deu ser un home força cultivat, com a mínim en el món de la política. El fet es que després de llegir atentament aquest post, refermo la meva opinió que la gent d’esquerres té una necessitat extrema d’explicar fins al mínim detall les coses. I es que fins ara, jo em considerava una persona d’orientació política més propera a les esquerres però, es que després de llegir les descripcions dels diferents tipus existents, no sé si potser jo votaria un orangutan que es presentés per presidir la Generalitat. Estic segur que per a molts dels lectors tot haurà quedat claríssim però, per a mi, una persona “de a pie” sense formació en ciències polítiques, sobre la majoria de les coses explicades (sobretot a la primera part del post) no m’han quedat clares. Conceptes com “keynesianismo” o un senyor que es diu Sping-Andersen, no em sonen de res. La meva pregunta es: no hi havia una manera més planera d’explicar el sentiment d’esquerres?

Per sort la segona part, on posa exemples clars pràctics, molt bé però, es que primer se m’havien tret les ganes de continuar, ja que vista l’extensió del post i lo espès que es feia llegir-lo i no entendre rés...

Espero no ferir sensibilitats i s’entengui el que volia dir. Potser el que li falta a les esquerres es fer arribar millor el seu missatge, sense tantes explicacions tècniques. Està bé poder donar-les si es requereixen però la base hauria de ser en idioma més proper.

Jose R. ha dit...

Bien, jug... Es verdad que todo se puede explicar mejor y que además un post se puede hacer mucho más corto... pero es que es mi estilo y no doy para mucho más... Segúramente Sping-Andersen podría hacerlo en una charla mucho mejor que yo.

Pero la idea es la siguiente... existe un "sentimiento de izquierdas", que además recoge una serie de imaginario popular concreto:
- Ser de izquierdas es querer combatir la pobreza.
- Ser de izquierdas es defender la sanidad pública.
- Ser de izquierdas es poner grandes impuestos a las empresas y gastar mucho el sector público en servicios.
- Ser de izquierdas es defender el medioambiente.

etc...

Resulta que cuando entras a fondo en cualquiera de estas ideas emocionales apriorísticas (perdona la complejidad del lenguaje, ya te digo, no doy para más y no sé explicarlo mejor, pero pare eso siempre está la RAE y la wikipedia a parte de otras fuentes donde rascar un poco y yo hace 3 años no sabía quien era Keynes), puedes encontrar algo que es una medida "de izquierdas" para unos no lo sea o no concuerde con estas tesis, o incluso que la derecha alegremente haga medidas en ese sentido.

Por tanto y es una petición que hago, en una reflexión alrededor de lo que me gustaría ver en las propuestas políticas, más allá de una campaña que entiendo que ha de ser más de mensajes cortos y evidentes, que hagan diferenciar los mensajes y facilitar la cosa al elector para sobretodo permitir que las personas que no han dedicado o no pueden dedicar esfuerzos a formarse políticamente también tengan criterios de elección claros y definidos, pues eso... para las propuestas más allá de la campaña me gusta que me las definan mejor.

Y no sólo desde la izquierda, también desde la derecha. Porqué la izquierda no tiene la hegemonía política, y mañana puede gobernar CiU o volver el PP y quiero saber si las medidas económicas que aplican son liberales, conservadoras, o social-liberales. Quiero saber si el modelo que defiende tal corriente dentro de CiU es por un estado del bienestar reducido y casi inexistente (como los del club Hayek) o con ciertas dosis de asistencialismo (la tendencia de UDC) que podría definirse como conservador o en algunos casos social-liberal.

Porqué incluso dentro de cada partido no es lo mismo Rato que Pizarro, o en algunos casos Pimentel ha podido ser un ministro de trabajo más de izquierdas que algunos del PSOE (por eso se lo cargaron), o según que propuestas de cierta izquierda si la analizas no deja de ser muy parecida a propuestas conservacionistas que defiende la ultraderecha en otros lares. Por tanto si los señores del Frente Nacional dicen que luchar contra el arrasar los bosques de la Provenza es algo importante tal vez coincidan con los ecosocialistas franceses. Por tanto, ¿es mala es buena? ¿es de izquierdas es de derechas?...

Tal vez haya quienes pidamos algo más a los dirigentes políticos y a los que quieren dictaminar las políticas públicas que nos afectaran día a día, pero a mi gusto me es más claro Solbes porqué sé que modelo económico a grandes rasgos va a defender o intentar defender que que se yo... Felip Puig que realmente no sé que política económica defenderá CiU que se autodefine como socialdemócrata pero que en sus filas radican los neocons del club Hayek, o la misma Segolene que tampoco se sabe muy bien que es lo que defendería en temas serios más allá de los lugares comunes de la izquierda, por citar peña de diverso color.

Pere Nieto ha dit...

Jose, crec que la teva reflexió és molt interessant però potser sí que coincideixo una mica amb JUG en el sentit que potser hi ha un excés d'gafar-se-la amb paper de fumar. Si estem alguns en política no és per teories, sinó per instints, per entranyes. Jo puc estar equivocat però crecentendre què és per a mi ser d'esquerres i què no. I sé que puc defensar postures que en un moment no ho siguin, o que ara jo em pensi que són progressistes i que d'aquí a uns anys es demostri que anàvem errats. Tinc algunes coses clares, com per exemple que el resultat de les eleccions generals no sempre podrà afavorir polítiques d'esquerres, i això ara em preocupa molt.

Maxi ha dit...

Hola Pere, Hola Jose.
Certament en Pere no el conec, però a Jose fa un temps que ja ens coneixem i no m'estranya en ell proposar tècniques i formes noves de fer política, o debat polític. M'agrada i força, ho reconec.

Josep... bases tota la teva argumentació sobre les bases econòmiques per definir les "esquerres" i les "dretes"... No et diré que es una de les maneres més clares per definir-ho, però no es l'única.
Sobre el propi model Keynesia i formacions actuals que formen govern... i sobre el comentari del company Herrera en temes d'impostos, no crec que dir de forma clara que la política econòmica del govern socialista (i compta en dir que el model keynisia es socialista com fas, en tot cas es socialdemòcrata o socialista-liberal), hagi sigut més socialista en les seves bases que la del govern de PP. El model defensat es el mateix en principi, amb carrega més o menys directe sobre la renta del treball i poca o cap política fiscal real sobre la renta del capital. Aquesta es la gran queixa de l'esquerra transformadora. A part, hi ha una clara connivència amb aquest capital al mirar cap a altres llocs en les seves estratagemes per evadir de forma directa les seves obligacions fiscals. O això diuen els propis tècnics del ministeri d'hisenda.

En tot cas, l'esquerra transformadora fa propostes directes sobre el model d'estat i sobre el canvi del model democràtic, cap a un model molt més descentralitzat i amb un sistema polític basat en la democràcia participativa i no pas exclusivament representativa. I en termes socials, basat en el concepte de plenitud de drets, i en un estat fort per garantir-ho.

Per començar, em semble que ja es suficient.

Una salutació i força!.

Jose R. ha dit...

Pere:

Dime perijilguero pero me gusta saber algo más sobre lo que van a hacer los gestores públicos. Es que el tema de tripas que es importante sirve como "motor a una dirección" que es lo que significa emoción. Es como si dijeras que tienes ganas muy locas de ir a la playa, está claro que quieres salir de casa e ir a la playa. Ahora bien si vives en el Ikurst ir diréctamente a la playa significa que te mueres congelado. Necesitas trazar una ruta, planificar, ver que a lo mejor esta no es la mejor playa, etc... Por tanto a mí me gusta entender un poco más que quieren hacer los que gestionan el 30% del PIB del país.

Maxi:
Aceptamos barco.. el keynesianismo es la economía socialdemócrata. Bien, dejemos los términos "socialista" para esa nube indeterminada sin definir. Ahora bien, el socialismo democrático occidental, allí donde ha gobernado ha aplicado medidas keynesianistas (en el mejor de los casos).

Lo que me comentas, no es exáctamente eso así... los impuestos para muchos son progresivos, lo que pasa es que el capitalismo ha tenido algunas victorias que no dependen de ninguna nación a la hora de poner coto a los impuestos. Aún así es cierto que la carga fiscal española es relativamente más baja que la que habría en otros países. Además para más INRI cuando se termina analizando, la política fiscal suele ser poco equilibradora (porqué el gran capital siempre elude el pago de impuestos por mecanismos legales), y lo es más con la aplicación o no de un modelo de estado del bienestar. Para entendernos: con los impuestos directos equilibras muy poco las rentas, en cambio con los servicios que proporcionas con ellos lo logras más. Aún así, algo que sí ha hecho Solbes es incrementar la lucha contra el fraude fiscal de los capitales medios-altos y altos, cosa que le ha rentado bastante al estado, si conóces a Egócrata, tiene un par de artículos al respecto. Pero vamos a grandes rasgos te doy la razón de que la política fiscal difiere poco.

Otra cosa es el modelo de estado, yo no he entrado, pero creo más bien que se trata de "centralismo" o no "centralismo". Para entendernos a los ecosocialistas franceses ya les va bien la estructura del estado que tienen, para los ecosocialistas catalanes, no. Pero tampoco a los socialdemócratas catalanes que tenemos en nuestros estatutos la defensa de un modelo más federal. En cambio al PSOE no, o si lo cambia o quiere defender un cambio será algo más tibio.

Por último, la izquierda transformadora: buen término, que me proporciona poco... porqué los tipos de ciertos sindicados que rebientan mítines, golpean a los sindicalistas que no hacen huelga, etc.. se definen ellos mismos como izquierda transformadora. Toda Indymedia es izquierda transformadora: desde los que aborrecen de las instituciones hasta los que promueven subvertirlas. Y también por otro lado los ecosocalistas y los eurocomunistas que participan de forma seria y coherente en las instituciones.

Me cuesta saber que políticas se aplicarían con un 80% de votos distribuidos en las fuerzas de la izquierda transformadora. Porqué en el fondo también me cuesta encontrar diferencias en política económica o de modelo de estado del bienestar cuando las izquierdas transformadoras han gobernado; las hay en otros aspectos (35 horas en Francia), pero luego la real-politik es muy dura y tenemos a los ecosocialistas defendiendo nucleares en Francia o en Alemania cuando están en el gobierno. Por tanto a mí me gusta más definiciones de diferencia claras: sé que Herrera aplicaría una política económica donde bajar impuestos en cualquier momento siempre es malo. No sé que modelo tiene, pero sé que eso nunca lo hará. En cosas más profundas: pues que promueven otro tipo de política de infrastructuras, que primarán ciertas medidas ecologistas, etc... Eso me dá ideas para saber si votarle o no, más que la definición "izquierda transformadora", porqué en el fondo van a ser gestores del capitalismo de bienestar que es lo que vivimos... a menos que sean capaces de derrotar la hegemonía cultural capitalista, cosa que lamentablemente ningún partido plantea y no es algo que se gane en las urnas.

Anònim ha dit...

El Jose está que se sale!!!

Lección magistral y, tal como dice Pere por llamarla de algún modo, "interesnte", pero con un lenguaje tan enrevesado, solo para los muy "iniciados", y no tan solo en politica, dudo que los posibles lectores tengan arrestos para llegar al final y, lo que quizas es peor, que les sirva de posible aclaración a sus dudas, si es que las tenian claro. Al menos a mi, pobre ignorante, es lo que me ha sucedido.

Si de verdad se quiere llegar a cuanta más gente mejor, creo que es mejor editar mensajes cortos y precisos que sean entendibles para la mayoria de los humanos. Pero por lo que veo, este no es el estilo de Jose.

Jug, estoy contigo!!!

Jose R. ha dit...

Estimado anònim:

Si hubiera querido hacer un eslógan de campaña seguramente sería más corto. Si además fuera mejor escritor podría escribir las ideas del post en algo más conciso y concreto.

Pero como todo buen bloguero, primero escribo para mí, segundo escribo para no caer en la agenda mediática común, tercero escribo sobre lo que me parece importante y cuarto escribo según las formas que me parecen que no se encuentran en otro lado.

Podría haber hecho un post sobre la "crisis de la izquierda" o lo que mola ser de izquierdas, cosa que está escrita hasta decir basta en otros lados. Podría haber hecho un post más "POP", pero no lo sé hacer para que se me entienda. Además, tampoco es de un nivel tan alto... parece que estemos acostumbrados a artículos de 3 líneas que digan "el PP es muy malo porqué odia Catalunya" o "el kubotán es un arma represiva de la libertad de manifestación", y que cuando alguien hace algo más sutil que un ladrillazo ya creemos que habla en un registro muy elevado.

Pues no... el post puede ser poco comprensible por las formas, por no entenderse en la manera de escribirlo pero no por el "elevado nivel". Tal vez exijo demasiado de los lectores?, no, que piensen por ellos, que lo que escribo no tenga que explicarlo todo y puedan buscar información en donde la hay. Me niego el estar poniendo enlaces a la wikipedia para explicarlo todo, la gente es madura y sabe buscar, y si hay que hablar de keynesianismo se habla. Lo que no se puede esperar es que alguien entre en un blog de ciencia y le pida que le expliquen que es "termodinámica" o "biología", o que utilizar el término "energía" sea elevar demasiado el tono.

¿Cuál es la diferencia con la ciencia y la política? que la política nos han acostumbrado al eslogan, al mensaje corto, a la idea fuerza, que tienen su valor, pero en parte idiotizan lo que es la política y nos acostumbran a un mensaje idiotizado. Tanto que utilizar un concepto de nivel sencillo nos parece elevar el tono hasta el punto academicista.

Pere Nieto ha dit...

Jose,

ja veus que això del crossblogging demostra que els públics són diferents i aquest era un objectiu. Estic d'acord en que la gent pot llegir o no un article, buscar més informació o no, però la gràcia del teu escrit és que vas més enllà, no et quedes en la part més superficial i autocomplaent. Les crítiques serveixen per entendre precissament que ens hem d'obrir tots plegats a llegir més, a tenir més fonts, a no limitar-nos a lectures senzilles. I a més qui no vulgui pot no llegir i prou. El meu bloc té un altre plantejament i per això valoro molt que tu hagis plantejat tan seriosament el teu article. Jo personalment valoro molt el teu esforç, et convido a repetir-lo d'aquí a un temps.

JUG ha dit...

Hola a tots,

Veig que la meva "critica" finalment ha creat polémica. Estic d'acord en moltes coses que he llegit que dieu molts de vosaltres. Ara utilitzaré la típica excusa peró, es que quan llegeixo els blogs o diaris no tinc gaire temps, per tant no puc buscar cada paraula que no entenc (diguem que el meu jefe no estaria gaire d'acord, (si ho faig a la feina...)).

El fet es que com el Pere, Jose et convido a continuis i, em comprometo a buscar conceptes que no entengui, sempre que intentis no posar-ne gaires. Així podem arribar a un camí intermig entre les nostres dos "concepcions".

Qué et sembla?

Maxi ha dit...

Jose.

Mira, crec que et basses massa en el que tenim, els models que ja coneixem, i sobre quins models volem que ens "gestionin" els polítics.

Quant parlo de l'esquerra transformadora, vull dir això mateix, a transformar i no exclusivament "reformar", que es el camí de la majoria de les formacions polítiques, i d'una forma molt clara del PSOE. I no ho dic des de la crítica desaforada, sinó com un fet.

Que cap a quina transformació??. Crec que per part meva ja he comentat que cap un sistema de radicalitat democràtica, de sostenibilitat mediambiental... com?? doncs aquí esta el quit de la qüestió. Així doncs, parlar des de la visió de qui encara que se senti demòcrata, no estigui d'acord en com funciona el sistema, vol dir intentar formular un discurs diferent en buscar de nous sistemes, diferents als coneguts, als quals tu tant bé anomenes. Gestió??, si però amb noves formules.